Si guardas la leche en la puerta del frigorífico estás cometiendo un error imperdonable

¿Cuál es el primer lugar en que se le ocurre poner la leche en la nevera? la mayoría la ponemos en la puerta. Entre otras cosas porque los envases tetrabrik parecen diseñados especialmente para ello.Es un error y el último sitio que conviene a los lácteos.

Guardar la leche en la puerta del frigorífico no es idóneo para el producto. En su lugar, debemos guardarla en la balda central del frigorífico.

En una guía sobre como guardar los alimentos, nos enseñan que hay que guardar en cada parte del frigorífica para que a la hora de consumirlos estén en las mejores condiciones posibles y no se nos echen a perder.

La temperatura ideal del frigorífico está entre 1°C y 4°C. A continuación te mostramos la distribución correcta, según la web británica Good Housekeeping.

Puerta del frigorífico

¿Qué debemos guardar en esta zona? alimentos con conservantes naturales tales como zumos o mermeladas, ya que es la parte menos fría del electrodoméstico. Esto indica que guardar ahí la leche puede producir que la leche se ponga mala porque necesita unas temperaturas más bajas.

pixabay

Balda superior

En la zona más alta del frigorífico, como en las baldas superiores deben ir aquello que no esté cocinado o no necesite estarlo; por ejemplo: los fiambres, también se pueden poner las sobras de las comidas.

Zona central

En la balda central del frigorífico deben ir los lácteos, entre los que está la leche. Aunque estos productos también pueden conservar sus propiedades en las baldas inferiores, pero es más práctico reservar este espacio para otros alimentos.

Balda inferior

Es el lugar perfecto para el pescado y al carne cruda, debido a que es la parte más fría del frigorífico y aquí, estos alimentos se mantendrán lo más frescos posibles para consumirlos mejor. Por otro lado también son alimentos que segregan fluidos, y pueden gotear, tenerlos en otro lado haría que el resto de alimentos se manchasen.

pixabay

Cajones

En los cajones de la parte inferior debe ponerse las frutas, hortalizas y verduras. Así permanecen frescos y aislados.

Recomendación

Un consejo es no meter alimentos calientes en el frigorífico, ya que puede provocar un incremento en la temperatura produciendo alteraciones en otros alimentos y posibles intoxicaciones alimenticias.